Fincas: Ideas, diseños y decoración

  1. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  2. ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitas ayuda con tu proyecto?
  3. Ad
  4. Ad
  5. Ad
  6. Ad
  7. Ad
  8. Ad
  9. Ad
  10. Ad
  11. Ad
  12. Ad

¿Qué es una Finca?

Esta es una casa muy grande en el campo que contiene casas adyacentes que sirven para abastecerse de sus propias comidas y cultivos o en su defecto para el descanso y vivir. La finca es un estado de tierra rural o para la agricultura y plantaciones. Típicamente tiene una casa de madera, de piedras o un chalet. Sin embargo, también las hay tipo mansión donde están totalmente equipadas y llenas de lujos. Las fincas tradicionales pueden tener hasta una antigüedad de 300 años. Muchas de ellas permanecen desde la época de los terratenientes.

Esto es lo que los antiguos Romanos de la clase alta llamaban villas. Estas construcciones fueron muchas veces dadas a los monasterios, donde se les dejaba con total independencia económica y de producción, y se transformaban en una villa rústica llena de agricultura y ganadería.

Las de estilo urbano: Son un asentamiento en el cual se va temporalmente, de vacaciones y de descanso por un par de noches. Mejor conocida como finca urbana, que en Colombia es destinada para vivir, y hay una que otra cosecha de naranjas y animales como pollos y cerdos. 

Las de estilo rústico: Son la que más conocemos y es la granja, agricultura o lugar de plantaciones con una casa para vivir. Está es permanentemente ocupada y normalmente es tan grande y con tantas funciones que tiene empleados dependiendo de la estación del año. Mejor conocidas como fincas rústicas en Colombia, las cuales se caracterizan por su grandeza en ganadería y plantaciones considerables tal como la de plátano o el café. Para estas tenemos gran familiaridad con las fincas cafeteras ubicadas en Antioquía.

Ventajas

Si se cuenta con una finca rústica, donde se posen animales y/o plantaciones, se puede contratar una empresa de administración de fincas que pueda unificar las voces de la comunidad de los propietarios y dirigir las actuaciones con un bien común. Lograr ahorro de precios con el conocimiento de áreas del sector.

Si se cuenta con una finca urbana, donde se viva o se tenga como segunda propiedad, es considerado una inversión en inmuebles. La inversión en finca raíz proporciona una ganancia segura, pues es un mercado que se mantiene, tiene su comisión y ganancia mensual si se arrienda. Además de eso, con los años, la propiedad se valoriza.

Desventajas

- Asignación a dedo y sin saber de las características correctas de un profesional que la administre. Se reparten las tareas entre amigos y conocidos. 

- El gestor administrativo solo se preocupa por la economía, esto puede generar conflictos con el propietario en cuanto a seguir a control con malas situaciones. 

- Si es tipo urbana, toca contratar un servicio de vigilancia e invertir en un pago extra mensual. También el de un reforzamiento de rejas o alambre de púas para que cierren y protejan la propiedad privada.

Fincas en Sudamérica 

Aquí se las conoce también como haciendas o estancias, dependiendo del país. Las primeras fueron construidas por los portugueses y los españoles, dejando así una arquitectura colonial en las ciudades. Ahora en día ya las ciudades están sobrepobladas y dichas haciendas del pasado, de la época de los conquistadores, son una casa más, bellamente considerada como patrimonio nacional y cultural. La función principal de estas viviendas son para los cultivos y la ganadería. Las fincas o casas campestres son el alma de Colombia, no importa la región. Estas pueden llegar a ser casas para vivir en la naturaleza o una segundo hogar par descansar los fines de semana en familia.

Las fincas modernas 

Estas son las casas y mansiones de famosos o son las casas más que todo destinada a la renta en vacaciones. Dado especialmente en las zonas tropicales, del Caribe, selvas y montañas. Fuera de Colombia las llaman mucho “villas”.

¿Y cómo es en Colombia?

Lo más común aquí son las cabañas, casas campestres, fincas y chalets que cumplen de la misma función de vacaciones y/o para cultivos y ganadería. Algunos viven en ellas, otras la tienen para el fin de semana y arriendo. Estos lugares maravillosos generalmente son propiedad de una o dos familias, donde ellas mismas son las que las usan y algunas veces las arriendan para tener ingresos monetarios. Los costos de renta generalmente son de $60.000 a $300.000 por noche dependiendo del tamaño de la propiedad y el modo de privacidad. Para construir y ser propietarios, se necesita lo mismo que para cualquier otra casa, por lo menos  $60.971.527 de costos (incluyendo la contratación de constructores y arquitectos) y obtener la licencia de construcción, el certificado del uso del suelo y cumplimiento de las normas establecidas por el POT.

Los pueblos pequeños y ciudades como Cartagena, todavía conservan villas coloniales de la época de la Conquista, que ahora en día son pequeños resorts que se rentan para descansar con costos de $120 por noche. No son privados, tienen una locación grande no muy alta que alquila las habitaciones para los diversos viajeros.