Salas de estilo moderno por Design by Torsten Müller

6 trucos para hacer que los techos bajos parezcan altos

Luiza Sanjuán Luiza Sanjuán
Loading admin actions …

A todos nos gustan los espacios grandes con mucho espacio y gran cantidad de luz. Pero, por desgracia, la realidad es en muchas ocasiones diferente. Los que no tienen la suerte de vivir en una vivienda alta o en una villa ultra-moderna, deben desgraciadamente conformarse en muchas ocasiones con techos bajos en las habitaciones lo que hace que estas parezcan más pequeñas. Eso no significa que en este tipo de habitaciones debamos sentirnos encerrados abrumados. Con los trucos e ideas adecuados se pueden crear ilusiones ópticas que hagan parecer los techos bajos mucho más altos y ventilados de lo que en realidad son. Esto lleva a una sensación de libertad y espacio en nuestro interior.

Hoy les traemos seis consejos útiles para que puedan lograr la sensación de espacio en su interior aún si este es de techo bajo, para lograr así sentirse cómodos y evitar que sus habitaciones se vean estrechas.

1. Escoger el color de pintura adecuado

La elección de los colores juega un papel importante en habitaciones con techos bajos. Para que no crear una sensación abrumadora, se recomienda eliminar los tonos brillantes. El blanco, el crema o pasteles suaves son los mejores colores para techos bajos, porque abren la habitación visualmente, reflejan más luz y crean la sensación de que el techo está a mayor distancia. De esta manera la misma habitación tiene un aspecto mucho más grande y luminoso. Si quieres traer un poco de color a tus paredes, entonces mejor escoge los colores fríos como el azul o lila. Estos dan la sensación de espacio y alejan el techo visualmente. En general, los expertos recomiendan, siempre que es posible, pintar el techo de un tono más claro que las paredes, ya que de esta forma éste se enfocará de tal forma que la habitación parece más alta de lo que es en realidad. Sin embargo, para que la habitación se vea amplia y luminosa es importante que las paredes al igual que el techo sean de un color lo más claro y fresco posible.

En lo que se refiere al piso, las cosas son muy diferentes: es aquí donde se puede añadir un color más oscuro que en el techo y las paredes. Esto incuso ayudará para que las paredes y el techo se vean aún más claras y luminosas.

2. Jugar con la iluminación

La iluminación adecuada tiene un efecto de alargamiento en habitaciones con techos bajos. Son aconsejables las lámparas, que sobresalen del techo, para ello es mejor dejar de lado los candelabros lujosos o grandes luces colgantes y poner en su lugar acentos de luz aquí y allá. Para un mejor efecto es aconsejable que las luces del techo se encuentren en varios puntos para crear un efecto óptico de espacio y luminosidad. En general, es recomendable optar por la iluminación indirecta. Pero si no quieres prescindir de un foco de luz en el techo es recomendable escoger lámparas que combinen la luz enfocada con la luz dispersa para que así iluminen un área mayor en el techo y lleven a una impresión de espacio en el interior. Además, se puede optar por una lámpara de pie que puede darle un aspecto más refinado e interesante al interior y restarle importancia al techo.

Como ejemplo esta importante iluminación hecha por Design-by-torsten-muller.

3. Elección del mobiliario adecuado

Con la elección adecuada de los muebles se puede también hacer parecer los techos bajos más altos de lo que son. Es indispensable asegurarse de que la habitación no se vea demasiado llena, ya que cada pieza de más de mobiliario aumentará la sensación de opresión. Los muebles voluminosos o demasiado grandes deben ser excluidos del mobiliario en las habitaciones de techos bajos. En lugar de ello, los expertos recomiendan equilibrar la poca altura del techo con muebles sencillos y delicados en colores claros, al igual que crear la mayor distancia posible entre los muebles y el techo. Aquí son muy adecuados los asientos y mesas bajas. También los estantes delicados son mucho más adecuados en vez de enormes y masivos armarios. En general, es bueno abstenerse de los muebles de tamaño estándar ya que estos solo atraen la atención hacía el techo que es demasiado bajo.

4. Optimiza el diseño de la pared

El hecho de que en una habitación de techo bajo debemos optar por un color claro ya lo hemos mencionado. Pero eso está lejos de ser todo lo que se puede hacer en términos del diseño de la pared, con el fin de lograr que una habitación se vea más alta, espaciosa y luminosa. Uno de los consejos más populares del mundo de la moda, puede aplicarse también en el diseño de interiores: las rayas verticales estiran visualmente y crean una silueta esbelta. Para las habitaciones con un techo bajo, las franjas verticales crean una sensación de que son más altas y más grandes. Estos diseños audaces, son perfectamente aceptables como fondo de pantalla. Sin embargo, asegúrese de que el estampado cierre directamente con el techo y evita que se cree una tira de pared blanca en la parte inferior o superior del estampado.

5. Haz de que tus ventanas sean cómplices

Las grandes superficies acristaladas siempre ayudan cuando se trata de habitaciones cerradas, pequeñas y bajas y hacen de de estas lugares visualmente espaciosos y abiertos. Las ventanas traen una sensación de comodidad y permiten la entrada de mucha luz en el interior. Las ventanas amplias hacen las habitaciones más luminosas y por ello crean una sensación de espacio. Por supuesto, no todo el mundo tiene la oportunidad de equipar su baja habitación con ventanas grandes, en ese caso las cortinas adecuadas pueden crear el engaño óptico. Para crear la sensación de altura, se deben colgar cortinas hasta el piso y lo más alto posible. De preferencia directamente bajo el techo, esto ayuda a llamar la atención hacía un elemento vertical. También las cortinas transparentes pueden hacer que los espacios cerrados se vean más espaciosos y luminosos aún con un techo bajo.

6. No olvides los accesorios para el toque final

Además de las cortinas hay muchos más accesorios que ayudan a hacer que las habitaciones se vean bien, incluso si son de techos bajos. Las ventanas grandes y los espejos ayudan a que el espacio se vea abierto e iluminado. Es mejor optar por diseños grandes, que ocupen gran parte de la pared y se expandan visualmente hacía el techo. Incluso con los marcos de fotografías u obras de arte se puede conseguir efectos refinados. Los marcos estrechos y altos con imágenes superpuestas hacen hincapié en los elementos verticales del interior. Las obras de arte individuales es mejor colocarlas un poco más alto de lo normal, para que el espectador tenga que alzar la vista para apreciarlas. Solo de esta forma se logra crear la sensación de altura. Uno debe también seleccionar las imágenes adecuadas. Las líneas verticales son más apropiadas en este caso que las líneas horizontales.

Para más ideas de decoración síguenos en este libro de ideas.

¿Y qué nos aconsejas tú para la decoración de habitaciones con techos bajos?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

Solicita tu consulta gratis

¡Encuentra inspiración para tu hogar!