Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro

Optimiza tus espacios sin importar qué tan pequeños sean

Natalia Rojas Natalia Rojas
Loading admin actions …

Muchas veces nos hemos preguntado ¿son 30 o 40 metros cuadrados suficiente para llevar a cabo una vida en familia allí?; y la respuesta es sí, si sabes hacerlo con ingenio, buen gusto y creatividad. No importa que no tengas miles de metros cuadrados a tu disposición sino lo que hagas de ellos y con ellos. Sacar el mayor provecho y entender el potencial de cada espacio es la única forma de, verdaderamente, optimizarlos. A continuación, te mostraremos uno cuantos tips para hacer que tus rincones se vean más grandes de lo que son y para hacer que tu hogar sea completamente funcional sin, necesariamente, ser una enorme mansión.

1. Muebles blancos, paredes blancas y pisos claros

Habitaciones de estilo  por cs
cs

Espacios

cs
cs
cs

Esta regla es, sin dudas, la regla de oro cuando de espacios pequeños se trata. Recuerda siempre que los tonos claros -y en especial el color blanco- son ideales para brindar a los lugares la sensación o ilusión óptica de ser más amplios de lo que en realidad son. Así las cosas, no necesitas que tu habitación sea inmensa o que tu sala sea gigante siempre y cuando sepas decorarla con bonitos muebles claros y relucientes (que además se verán muy bien y reflejaran mejor la luz del sol pero también la de tu farol). 

Idea por: CS

2. Opta por entrepisos o mezzanines

Los llames como los llames, los entrepisos o mezzanines son una genial idea para adquirir más espacio y contar con lo que pareciera un semi segundo piso (o una semi planta), sin necesidad de tapar el alto de tu techos y de tu hogar. No olvides que, en ocasiones, no importa que nuestra casa no sea muy ancha ni muy larga siempre y cuando sea alta -por así decirlo-. Recuerda que un entrepiso es el lugar perfecto para ubicar, por ejemplo, una biblioteca, un ático, un vestier y, bueno, en general todo lo que se te apetezca sin tener que ampliar tu vivienda para los lados. Genial, ¿no es así?

Idea por: o2 Concept Architecture 

3. Adquiere muebles plegables

Salones de estilo  por The OK Corral
The OK Corral

Wooden folding magazine rack

The OK Corral

Una gran forma de ahorrar espacio, sin tener que renunciar a la necesaria funcionalidad de tu hogar, es comprando (o mandando a hacer) muebles plegables. He aquí un ejemplo de una base para una pequeña mesita en la que desayunar será igual de placentero que al hacerlo en cualquier otra mesa común. Como esta mesa, existen cientos de sillas y muebles plegables pensados para la comodidad y para brindar más espacios a las casas que carecen de este. ¿Terminaste de comer?; bien, entonces dobla tus sillas y mesas y ¡ya está! 

4. Entre más entradas de luz mejor

Habitaciones de estilo  por paola bagna
paola bagna

Window-desk

paola bagna

¿Recuerdas que te dijimos que el blanco es ideal pues refleja muy bien los rayos del sol y, por lo mismo, logra producir un efecto óptico de amplitud?; pues bien, de nada sirve que tu casa sea enteramente blanca si no cuenta con una buena iluminación -tanto artificial como natural-. Es por esto que entre más ventanas y entradas de luz tengas más fresco, ventilado y amplio lucirá tu espacio -por más pequeño que sea-. Cuando de entradas de luz se trata, no temas a pensar en grande; ¿quién dijo que tu ventana no puede ser del tamaño de tu pared? Y es que, hablando de ventanas, los cristales y las transparencias serán unos de tus más grandes aliados a la hora de dar continuidad -y unidad- a todos tus espacios sin estorbar, claro. 

Idea por: Spamroom 

5. Secciona con ingenio

Salas de estilo  por ERC
ERC

Living Spaces

ERC
ERC
ERC

Lo primero que debes tener en cuenta es que, si tu casa es demasiado chiquita, no vale la pena recargarla con pesadas y estorbosas paredes divisorias así que ¡entre más espacios abiertos haya mejor! Nuestra recomendación es siempre la de que exista unidad y continuidad entre todas las áreas comunes -sala, comedor y cocina- para que estás coexistan de forma abierta pero sean segmentadas con ingenio. No olvides que para segmentar tu sala de tu comedor, por ejemplo, puedes hacer uso -como en la imagen superior- de un bonito tapete que delimite una de ambas zonas; otra opción es cambiar la tonalidad de una de tus paredes para contrastar y definir -visualmente- la segmentación de las áreas sociales de tu casa y de tu familia. Finalmente, ten en cuenta que un área social abierta y unida no solo será beneficioso dado a lo pequeña de tu casa sino que, además, ¡procurará unir a los tuyos! 

6. Zonas dos en uno

Cocina de estilo  por Kitchen Stori
Kitchen Stori

Manhattan gloss kitchen in white

Kitchen Stori

Ponte creativo y anímate a diseñar -con la ayuda de expertos- zonas dos en uno. ¿Sabes a qué nos referimos cuando decimos dos en uno?; nos referimos a que, por ejemplo, tu cocina -además de cocina- sea tu comedor tal y como en la imagen superior. En este caso solo se necesito de un mesón medio hueco y medio macizo para así acomodar sillas en la zona hueca y, como ves, crear un práctico y bonito comedor. Como esta, existen muchas otras formas y sectores en los que crear zonas dos en uno pues ¡las posibilidades a la hora de ahorrar espacio son infinitas!

Esperamos haber sido de ayuda y queremos continuar ayudándote en el siguiente link: 7 ideas simples para usar en ¡un apartamento pequeño!

¿Qué otro tip añadirías? 
Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!